Comida y techo para inmigrantes en condición de calle

A través de una alianza de cooperación entre el Ayuntamiento de la localidad de l’Horta, el Centro de Atención a Inmigrantes (CAI) y la Fundación Amigó de los ReligiososTerciarios Capuchinos se están atendiendo a 36 personas inmigrantes que viven en las calles de la ciudad de Valencia.

La ayuda incluye vestido, comida y cama, el programa se realiza en las instalaciones del antiguo Seminario de San José de Godella. Según el religioso Amigoniano Rafael Yagüe todo inicio en los primeros días de la crisis por el covid-19 “con el reparto de desayunos” hasta llegar a repartir en un solo día 179 desayunos lo que hizo que se pensara en una estrategia de mayor impacto para todas aquellas personas que se acercaban hasta allí.

El ayuntamiento se encarga de financiar los gastos del proyecto fue el que planteó inicialmente la necesidad de buscar una infraestructura para acoger a los inmigrantes. Los Amigonianos ofrecieron el seminario que en la actualidad se utilizaba para actividades lúdicas como campamentos y excursiones. Los religiosos informaron que no se prevé tener más cupos pues las instalaciones no tienen más capacidad.  

En el albergue se les ofrece además actividades deportivas, de aprendizaje de idiomas e incluso de servicio médico a través de una doctora altruista que ofrece sus servicios.